Noticias Porteñas

“Queremos una Mesa de Trabajo y Consenso con el Estado porteño”

Mariano Cáceres, integrante del colectivo “Grupos Culturales del Corralón de Floresta”, realiza en esta entrevista un repaso histórico por las etapas del espacio y describe el mapa de las relaciones que viven los diversos actores y grupos que participan allí. 

Desde hace dos años, el “Corralón de Floresta” (Gaona 4660) está viviendo una transformación como espacio público. La obra del gobierno porteño para realizar la “Plaza Cultural” costará 54 millones de pesos y está a cargo actualmente de la empresa Eduardo Caramian SACIFI.

Los grupos culturales que habitaban el lugar se hallan realizando un seguimiento puntual de toda esta obra importante para el barrio de Floersta y alrededores.

La Comuna 7: ¿Cuáles son los antecedentes históricos en la relación Corralón-Estado?

Mariano Cáceres: El Corralón tiene origen desde 1911 cuando es comprado por el Municipio de la Ciudad de Buenos Aires con el fin de instalar allí un corralón de limpieza. Corralón porque allí estaban las caballerizas donde se guardaban los antiguos carros de recolección de aquel entonces. El espacio se fue transformando con el paso del tiempo y sucediendo hechos que marcaron la historia del barrio, como la desaparición de compañeros barrenderos que allí trabajaban como Kleber Mauricio Silva Iribarnegaray, cura y barrendero municipal, secuestrado el 14 de junio de 1977 en Segurola al 1000 durante la última dictadura militar. La legislatura le brindó un reconocimiento al declarar al 14 de junio de cada año como el “Día del Barrendero” . Ya en la década de los ’90 fue tercerizado su uso por el CEAMSE y posteriormente abandonado a principios de 2001, tras años de reclamos de vecinos por el abandono y malos olores por su estado, sumado a los hechos acontecidos en diciembre de 2001 donde un ex policía ejecuta a tres pibes del barrio en una estación de servicio en Av. Gaona y Bahía Blanca a poquitas cuadras del predio. Los vecinos más las “Madres del Dolor” reclamaron justicia y recuperar el predio. En 2004 se sanciona una ley para recuperar el predio y junto a vecinos se limpia el mismo. Allí se construye una escuela en una esquina sobre la calle Morón y Gualeguaychú, y sobre Av. Gaona y Gualeguaychú una plazoleta donde también se erige un monumento homenaje a los “Pibes de Floresta”.

LC7: ¿Cuál es el proyecto actual en el que están inmersos los distintos grupos culturales?

MC: A partir de 2005 el predio fue cedido de común acuerdo con la Asamblea de Floresta y vecinos de recuperar el resto del predio e impulsar allí actividades culturales. A partir de ahí se suman al espacio distintos grupos culturales, desde teatro, una biblioteca popular, una huerta, grupos de tallistas y escultores, grupos de bailes andinos, de sikuris, de circo comunitario, murgas argentinas y uruguayas. A fines de febrero de 2017, el Corralón es cerrado por la Comuna 10, después de meses de idas y vueltas entre grupos culturales y gobierno. Y décadas de abandono del estado del espacio, con el argumento de realizar una obra de saneamiento, refacción y creación de una “Plaza Cultural”. La etapa de saneamiento ya está terminada y la obra, en teoría, finalizaría en diciembre de 2018. Actualmente, con ex-participantes de los grupos culturales y vecinos que trabajamos y/o participábamos del espacio desde el Consejo Consultivo, estamos en una comisión de seguimiento de la obra para el control de su ejecución tal como fue acordada. La idea de los grupos culturales es volver a habitar el espacio llenando de actividades culturales, educativas, recreativas con los vecinos y para la comunidad.

LC7: ¿Existe en la obra una adecuación al trabajo territorial previo de los grupos culturales?

MC: Más o menos. Se respetó según el criterio arbitrario de los funcionarios de turno las necesidades de algunos colectivos de trabajo, lo que por supuesto es aún una incógnita una vez que abra el espacio, es como será la administración del mismo y qué tan inclusivo serán con los vecinos que participábamos y trabajábamos de manera autogestiva y voluntaria.

LC7: Cuáles son sus expectativas como grupo cuando sea la reapertura del Corralón?

MC: Desde los colectivos que integran los grupos culturales esperamos en principio; se respeten los plazos pautados y que para diciembre de 2018 el corralón reabra sus puertas al barrio, invitando a todos los colectivos que participamos del espacio a participar nuevamente y toda la vecindad que también quiera hacerlo, esperamos que el gobierno se siente a dialogar sobre la administración y el funcionamiento del futuro corralón en pos de respetar todo el trabajo colectivo que los vecinos hemos realizado. Abogamos por un Mesa de Trabajo y Consenso donde el estado y los vecinos estemos representados, similar a la que sucede en el hermano Parque Avellaneda.

FOTOGRAFÍA: Mural del Corralón de Floresta sobre la calle Sanabria.

ENTREVISTA: Silvio Florio. 

Comentar

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

Arriba