Noticias Comunales

Cierre de estaciones en la línea E de subtes

Mientras que la empresa Metrovías aduce que se debe a la modernización de la línea, los trabajadores nucleados en Metrodelegados plantean la reducción de formaciones en tránsito.  

Ya sabemos que los perjudicados siempre en estos casos son los usuarios del servicio público. Otra vez, y no viene siendo la excepción, la Línea E tiene serios problemas para funcionar de forma correcta. A ello se le suma la última novedad: el cierre por tiempo indeterminado de la estaciones Bolívar, Belgrano e Independencia.

La versión oficial de los hechos indica que desde el pasado 24 de octubre el “servicio limitado” de la línea E de subtes se debe a “los trabajos de modernización que se están ejecutando”, es decir; básicamente se refiere a la obra de renovación de las vías.

Mediante un comunicado de prensa, la empresa Metrovías informó que la línea verá momentáneamente su capacidad operativa afectada. “Por las obras, se implementará un servicio limitado entre las estaciones Plaza de los Virreyes y San José pudiendo, incluso, verse afectada la velocidad de circulación de las formaciones generando demoras en los viajes. Lamentamos los inconvenientes que este proceso de mejoras pudiera estar ocasionando y pedimos disculpas a los usuarios que utilizan diariamente este servicio”, se afirma en el mismo.

Casi en simultáneo, desde el sector sindical que responde a los Metrodelegados, se apunta a que la causa del servicio limitado es la falta de material rodante en condiciones de prestar servicio de forma adecuada.

Sin embargo, desde el sector de los metrodelegados, Beto Pianelli salió a rebatir el comunicado oficial y dijo mediante la red social Twitter: “Línea E con demoras y servicio reducido. @metrovias, SBASE le miente a los usuarios. Solo pone en servicio 4 formaciones para toda la línea E. #SubteE #Subterror”. 

La denuncia coloca como tema principal la hipótesis del funcionamiento de la mitad de los trenes de la línea, tanto en horario “pico” como en horario “valle”.

Asimismo dieron a conocer un duro comunicado que contrasta lo dicho hasta por el propio gobierno porteño: “Las y los trabajadores de la línea E denunciamos las pésimas condiciones de servicio que ofrecen Metrovías y el GCBA, poniéndonos de escudo frente a los pasajeros, quienes obviamente desconocen el estado real de la línea. La línea E tiene que arrancar el servicio con 6 trenes. Debe haber en hora pico 11/12 trenes y en hora valle 8 trenes. Hace varios días que arrancamos con 3 trenes y trabajamos todo el día con una dotación que no supera los 6… los trenes están en pésimas condiciones, no hay repuestos, evacuaciones en los túneles porque se prenden fuego, escaleras mecánicas de la edad media, filtraciones de cloacas en los túneles y andenes, falta de personal en las boleterías y auxiliar de estaciones, no tenemos personal policial ni seguridad de ningún tipo, hace más de un año que la línea funciona sistemáticamente con demoras y comienza el servicio fuera de horario porque están realizando un cambio de vías que deberían haber hecho con la línea cerrada. Resulta imposible trabajar en estas condiciones de desidia, es indigno para quienes abonan un boleto carísimo por el servicio que Metrovías y el GCBA ofrecen, se planifica un aumento escalonado que llegará al 31% en el mes de febrero, con un valor de boleto de $16,50. Alguien debe dar respuesta y una solución urgente frente a esta situación. El transporte es un derecho, no una mercancía”.

Al fin de cuentas, sea cual fuere el verdadero motivo de “lo que sucede” hoy, lo que está en tela de juicio es la generalidad del servicio, es decir, lo que pasa todos los días.

Sólo si ud. repasa esta gráfico, se dará cuenta que este servicio pocas veces funciona como corresponde. Y comprenderá su verdadera magnitud.

Modernizado o no. Con muchos trenes o no. Con escaleras mecánicas andando, o no. Etc. Etc. Etc.

Comentar

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

Arriba