Noticias Comunales

Entre críticas y reclamos vecinales, hubo reunión en la 12

Se realizó una nueva edición de “Comisarías Cercanas”, la reunión mensual de la policía con la comunidad. Fue en la Comisaría 12 y estuvieron su titular, Oscar Dolcemascolo y el Subsecretario de Higiene Urbana, Pablo Di Liscia.

Como cada primer jueves de cada mes, se llevó a cabo el evento Comisarías Cercanas, en donde las distintas dependencias de la Policía de la Ciudad fueron abiertas para que los vecinos discutan y acerquen sus opiniones sobre la labor policial.

La reunión en la Comisaría 12, ubicada en Valle 1454, comenzó pasadas las 18.30. En la misma estuvieron presentes más de cuarenta vecinos que hicieron sus diferentes reclamos al comisario Oscar Dolcemascolo y al subsecretario de Higiene Urbana del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Pablo Di Liscia.

Di Liscia comenzó dejando en claro que los policías ya no tienen que esconderse y que en eso empezó el cambio ya que ahora “vamos derecho hacia una fuerza policial en la calle, recuperando la integración con el vecino, retomando ese contacto”.

El subsecretario planteó que el objetivo final es “recuperar al policía de nuestra ciudad”. El funcionario, que trabajó cuatro años con la Policía Metropolitana, aclaró que la demora en la aparición de nuevos efectivos en la calle se debe a que “tardamos un año en entrenar a una persona” y resaltó que antes de salir a la calle deben realizar un mínimo de “500 tiros”.

Por otro lado, remarcó que ahora se entrenan “muchísimo cuestiones jurídicas, cuestiones físicas, también actitudinales, eso es parte del programa de la Policía de la Ciudad”.

Por su parte, Dolcemascolo aceptó los reclamos de los vecinos pero declaró que “el problema es que los delincuentes se van moviendo” y que la unificación de las diferentes policías mejora la seguridad.

Además, ante la crítica por el estado físico de los efectivos, explicó que “correr, podemos estar excedidos de peso, pero con esta nueva fusión se han hecho planes anuales de tiro, se está exigiendo que el personal empiece a trabajar la parte física, primero y primordial, por su salud, después para estar cómodo en la calle parado y si hay que correr”.

Los vecinos, entre otros reclamos, pidieron mayor seguridad en el Parque Chacabuco después de las 21. Al mismo tiempo, los vecinos de Puan, entre Alberdi y Rivadavia, presentaron 80 firmas que juntaron para pedir una cámara de seguridad y mayor presencia policial debido al aumento de asaltos en moto en la zona.

También, hubo reclamos por los robos ocurridos en la calle Hortiguera y en la intersección de las calles Malvinas Argentinas y Ramón Falcón, en donde hubo también roturas de vidrios de autos y se presume que no funcionarían las cámaras. “Estamos saturando tantos lugares que se están empezando a ir para Hortiguera”, según el mapa del delito que están utilizando, expresó el comisario.

Por último, varios de los vecinos se quejaron por el asentamiento ubicado en Cachimayo y el bajo autopista, el cual fue removido hace unas semanas por el Gobierno de la Ciudad, pero volvió a ser ocupado.

Di Liscia aclaró que en este tipo de situaciones tiene que llegar primero Buenos Aires Presente (BAP), dependiente del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat, y luego colocar un policía para que no vuelva a ser ocupada la zona.

Además, destacó que “en ninguna ciudad es delito dormir en la calle” y que es necesario cumplir los protocolos, ya que “se requiere un proceso para poder abordar estos temas”. También, al finalizar, los vecinos solicitaron ocupar los espacios bajo las autopistas con mobiliario urbano para revalorizarlos.

Comentar

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

Arriba